sábado, 26 de marzo de 2011

Interesantes expectativas para la cultura local


Las infraestructuras que se están creando en San Juan de Aznalfarache relacionadas con el impulso cultural y puesta en valor patrimonial (La Casa de Minas de Cala, el centro de interpretación de los restos arqueológico y la reanudación de las obras del teatro) significan nuevos y esperanzadores cambios para una población que, hasta la fecha, ha dedicado bastante poca atención y menos recursos al desarrollo y a la promoción de los valores culturales y patrimoniales.

Estimula el entusiasmo ver que, aunque bastante tarde, empieza a considerarse desde nuestra administración local las enormes oportunidades que la cultura, en todas sus expresiones y producciones, puede generar como elemento de fortalecimiento de las posibilidades de fomento de la riqueza, el empleo, el desarrollo socieconómico, el bienestar y la dinamización social y la promoción local.

Mientras esta visión estratégica de la cultura como recurso fundamental de progreso es una realidad aplicada en muchísimos municipios que han hecho de sus activos patrimoniales, creativos y los servicios culturales un instrumento de peso en la gestión municipal desde hace décadas, en nuestra localidad se ha dado la espalda tradicionalmente, por todos las gobiernos que han pasado por el consistorio, y se ha hecho de la gestión cultural la cenicienta de las actuaciones públicas. Ejemplos claros pueden ser el desaguisado, ya histórico, del teatro municipal (más de 20 años de obras), la inexistencia de programación y la irrelevancia de los servicios culturales, las carencias de infraestructuras  y dotaciones, la ridícula asignación presupuestaria anual para actividades socioculturales (la 4ª parte de lo que se gasta en cuatro días en la caseta municipal en la feria), el abandono e infrautilización de los valores patrimoniales, naturales y otros recursos endógenos y algunos ejemplos más que ponen de evidencia la ceguera institucional que se ha mantenido desde siempre en este campo por nuestros gobernantes locales.

Esperamos que este cambio de actitud hacia la consideración de la cultura como recurso imprescindible de progreso sea algo sostenido y coherentemente asumido por nuestra clase política y no se deba a factores coyunturales y de oportunismo por las fechas en las que estamos. En eso confiamos.

Dándonos una colectiva enhorabuena por lo que parece ser este afortunado cambio en los planteamientos de la gestión pública y felicitando al gobierno local, recurrimos a una muestra de esta nueva etapa que deberíamos celebrar, la inauguración de la restaurada Casa de Minas de Cala y las expectativas que nos transmite el señor Alcalde sobre esta infraestructura denominada Casa de las Artes que presenta una remodelación muy acertada y que acoge hasta el 20 de abril una más que interesante exposición de fotografías del municipio y su paisanaje, aportadas por vecinos y colectivos locales  con la producción del diario ”El Correo de Andalucía” y la colaboración del Ayto. que nos traslada a nuestro pasado reciente. Un agradable paseo por imágenes que recogen la memoria local del último siglo. Una propuesta expositiva más que recomendable para todos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada